Masoterapia

Los masajes con fines terapéuticos sirven para el tratamiento y prevención de patologías y lesiones. Los principales efectos de las distintas técnicas de masaje son oxigenar los músculos y órganos, además de mejorar la circulación sanguínea y linfática.
Entre las enfermedades y lesiones que se pueden tratar con masoterapia se encuentran las contracturas musculares, alteraciones psicosomáticas, esguinces, linfedemas, postoperatorios,  entre otros.

Los masajes permiten que la musculatura se relaje y disminuya la tensión, lográndose así un descanso efectivo.